fbpx

Y luego del COVID-19 ¿qué pasará con el turismo?

Por: Verónica Herrera

 

Debido al brote de COVID-19, el escenario para el turismo es de los más inciertos, pero a la vez el que más desafíos nos trae. Muchos analistas han señalado que es el momento para que el turismo desarrolle nuevas alternativas porque el turista a futuro, va a buscar disfrutar de su nuevo sentimiento de libertad después de tantos días de confinamiento, va a buscar destinos naturales, alojamientos no masivos, destinos locales y lejos de las masas; este será el momento, en que los gestores de destinos deben aprovechar para enfocarse en estas nuevas demandas y los hoteles deberán adaptar su oferta para generar una oferta nueva, accesible y segura.

Dan Yates, director y fundador de la plataforma de reservas de camping PITCH UP, señala que muchos turistas estarán reticentes a realizar largos viajes y preferirán ubicaciones locales y remotas para realizar viajes cortos en lugar de tomar largas y distantesvacaciones, por lo que, es importante el impulso al turismo interno como una alternativa para salir de la crisis.

El turismo representa el 10% del PIB a nivel mundial y el 2.8% del PIB en Ecuador siendo una de las actividades económicas que como ha declarado la OMT (2020), tiene una transversalidad inigualable y es parte íntegra para el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, por lo que, es primordial que el turismo sea parte de todos los planes de recuperación económica de los países afectados por el COVID-19.

Sin embargo, si los organismos nacionales no trabajan en conjunto con los actores sociales y los gremios turísticos, cualquier política de incentivo al turismo quedará escrita en el papel y no cristalizada en programas o proyectos turísticos en marcha. No basta con promocionar los destinos turísticos internos sino convertirlos, realmente, en sitios seguros y confiables para viajar sin miedo a tener un contagio de COVID-19.

Todavía está lejano el momento en que podamos hablar de la reactivación del turismo, muy probablemente ésta empiece cuando se tenga una vacuna y el viajero se sienta seguro de que viajar a destinos internacionales no significa un riesgo para su salud. Mientras tanto, aprovechemos el momento para planificar en conjunto y recibir a este nuevo turista que buscará conocer nuevos lugares y tener nuevas experiencias.

Y para quienes tenían su viaje interno planificado, no lo cancele, pospóngalo; va a ser su nueva oportunidad de sentir y vivir el Ecuador.